Hoy no es un día común para los amantes de la música grupera, ya que hace 24 años perdió la vida Selena, una de las mayores representantes del género y de la música latina en general.

Con una carrera ascendente, la nacida en Lake Jackson, Texas, logró conquistar al público mexicano, luego de haber maravillado primeramente a los regiomontanos con éxitos como “Carcacha”, “Como la flor”, “Si una vez”, “No me queda más”, “Amor prohibido”, entre otros.

De igual forma, en Estados Unidos adquirió gran fama, dejando de ser una estrella local del estado texano.

Por desgracia, justo cuando se encontraba en el momento más alto de su carrera su vida fue cortada de tajo por una bala.

La muerte de Selena

Yolanda Saldívar fungió durante varios años como la Presidenta del Club de Fans de Selena y con el paso del tiempo se convirtió en una cercana colaboradora.

Pero Yolanda no era bien vista por muchas personas, entre ellas Abraham Quintanilla, padre se la “Reina del Tex-Mex”, quien sospechaba que Saldívar estaba haciendo malos manejos financieros.

Tras meditarlo por mucho tiempo decidió despedirla. Esto marcaría a Yolanda, quien se llenó de resentimiento hacia la familia Quintanilla, incluida la cantante.

Después de esto, Selena contactó a Yolanda 20 días después, el 30 de marzo de 1995, para pedirle documentos financieros del Club de Fans.

Esa noche se vio con ella, reunión a la cual también acudió Chris Pérez, esposo de Selena. Durante la reunión, realizada en el motel Days Inn de Corpus Christie, Texas, Yolanda Saldívar entregó parte de los documentos solicitados y comentó que había sido víctima de una agresión sexual en Monterrey.

Al llegar a casa, Selena se dio cuenta que faltaban documentos por lo que se quedó de ver de nueva cuenta con Yolanda a la mañana siguiente y así fue.

La mañana del 31 de marzo de 1995, Selena Quintanilla volvió al motel mencionado y llevó a Saldívar a un hospital para que la valoraran tras la supuesta agresión sexual, la cual no fue confirmada por los doctores.

Al regresar al motel, Selena le exigió los documentos faltantes y comenzaron a discutir.

Justo al dar las 11:48 de la mañana, Yolanda perdió la cabeza y tras entregarle a Selena los documentos pendientes, le disparó por la espalda con un revólver.

No hubo necesidad de un segundo disparo, ya que el arma utilizada por Saldívar estaba cargada con balas de punta hueca, conocidas como “mata policías”, ya que tienen un efecto expansivo al impactar el blanco, causando graves daños.

Selena salió corriendo hasta pedir ayuda, para después desplomarse. La ambulancia llegó escasos 5 minutos después, pero la cantante texana ya no tenía pulso.

Fue trasladada de inmediato al Hospital Memorial de Corpus Christie, en donde ya estaba prácticamente muerta. Por espacio de una hora se intentó reanimarla, pero fue imposible. ¡La Reina del Tex-Mex había muerto!

La noticia corrió de inmediato, causando el estupor de los fanáticos de la cantante, quienes no daban crédito a lo que se estaba anunciando en los medios de comunicación. De la sorpresa se pasó a la tristeza, ante la caída de un ídolo, de un símbolo del esfuerzo para la comunidad latina que vive en Estados Unidos.

El legado de Selena no morirá

Así acabó la vida de la carismática Selena, quien a base de lucha y esfuerzo se convirtió en un referente de la música latina de los 90’s.

A pesar de su deceso, su legado permanece más vivo que nunca, contagiando a nuevas generaciones con su talento y entrega.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here