Dos menores de edad murieron ayer en varios puntos de la Sierra del municipio de Santiago, luego de que una fuerte lluvia provocó la crecida de un arroyo, el cual arrastró a las víctimas en dos eventos distintos.

Los hechos ocurrieron cerca de las 19:00 horas en el Cañón de San Isidro, ubicado sobre la Carretera a Laguna de Sánchez.

Te recomendamos: ¡Mon Laferte está embarazada!

En esa zona se encuentra un arroyo que aumenta su caudal y corriente de manera considerable cuando hay lluvias, tal y como ocurrió anoche.

El primero de los accidentes ocurrió en el kilómetro 34 de la carretera mencionada, cuando un adulto y un menos de 11 años circulaban a bordo de una motocicleta.

Te recomendamos: López-Gatell deja abierta la puerta a vacunación contra COVID a menores de edad

Al pasar por un punto conocido como “El Cañoncito”, la corriente los arrastró, provocando la muerte del menor, mientras que el adulto resulto con algunas lesiones.

El otro evento ocurrió a la altura del kilómetro 33, en el punto conocido como “La Rana”, en donde también un menor de 16 años circulaba a bordo de una motocicleta y también fue arrastrado por la corriente, perdiendo la vida en el lugar.

La crecida súbita del arroyo se debió a la fuerte lluvia que cayó en la Sierra de Santiago, pero también fue factor el daño provocado por los incendios, los cuales