Elementos de Fuerza Civil se ven envueltos de nueva cuenta en un caso de abuso policial.

Y es que Ramón Eduardo Nava Hernández, un ciudadano que habita en el Fraccionamiento Aztlán de Monterrey, denunció que policías de esa corporación golpearon y esposaron a su hijo Víctor Manuel de tan solo 13 años de edad, quien tiene autismo.

Los hechos habrían ocurrido ayer a las 20:00 horas, en la esquina de las calles Humanismo Social y 20 de noviembre, en la colonia mencionada.

fuerza civil

Te puede interesar: ¡Se reabre el caso Santoy!

“Cuando regresaba de jugar, un vecino de por ahí, al que se le perdió una computadora, lo acusó de que él se la había robado, y los policías lo detuvieron. Lo tiraron al piso y lo patearon, luego lo esposaron y lo subieron a la parte de atrás de la patrulla”, relató Nava.

A pesar de que varios vecinos reclamaron a los policías por la detención, los uniformados alegaron que se lo llevaban por estar acusado de robo.

Tras varios minutos, los policías liberaron al menor en otra colonia y lo amenazaron.

fuerza-civil

Te recomendamos: (PODCAST) Reconoce el Gobierno de Nuevo León aumento de consumo de drogas

“Le dijeron que no lo querían volver a ver en la calle, que si se lo encontraban le iba a pasar lo mismo, todo eso se lo dijeron, pero con malas palabras”, agregó el papá de la víctima, quien señala que varias personas que atestiguaron los hechos le confirmaron lo que su hijo le platicó.

Varios testigos identificaron la patrulla en la que se trasladaban los elementos señalados, se trata de la unidad con número económico FC1110.

Víctor Manuel resultó con varias lesiones visibles en el rostro, tórax, abdomen, cuello y brazos.

fuerza - civil

Te puede interesar: Rodrigo Medina habría comprado mansión para Peña Nieto

Por este motivo, Ramón Nava presentó la denuncia correspondiente en un CODE y la Fiscalía General del Estado ya abrió una investigación al respecto.

Cabe señalar que en este mes se presentó una denuncia en contra de un elemento de Fuerza Civil por haber violado a una menor de edad, acto cometido durante un patrullaje de rutina en Monterrey.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here