En las montañas del municipio de Santa Catarina se construyó hace varios años una obra que ha trascendido hasta nuestros días, la cual no estuvo fuera de la polémica, se trata de la Presa Rompepicos.

El origen de la Presa Rompepicos

presa-rompepicos-1

Este proyecto surgió desde la década de los 90’s, pero no fue sino hasta el 2002, en el sexenio del gobernador Fernando Canales Clariond y el interinato de Fernando Elizondo, cuando se consiguieron los apoyos federales y se arrancó con su construcción.

La intención era colocar una cortina que impidiera la caída violenta de agua proveniente de las montañas de Santa Catarina, las cuales nutren el río del mismo nombre, para evitar inundaciones y tragedias como las ocasionadas durante el huracán Gilberto en 1988.

Es decir, se iría dosificando y controlando la cantidad de agua que bajaba de la sierra.

Esta obra quedó concluida en 2004, ya durante el mandato de José Natividad González Parás.

Te puede interesar: 7 cosas que tal vez no sabes sobre el Cerro de la Silla

Diseño y aspectos técnicos

El diseño y estudios fueron realizados por la Facultad de Ingeniería Civil, de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

Esta obra consiste en una gran cortina de 71 metros de altura, 25 metros de ancho y más de 200 de largo, con una cimentación de 40 metros, colocada en una estrechez de la sierra, conocida como “La Garganta”.

A mitad de la cortina hay un ducto de 6 metros cuadrados, por donde circula el vital líquido.

Esta construcción puede llegar a almacenar hasta 90 millones de metros cúbicos de agua, lo que equivale a dos veces la capacidad de la Presa de La Boca.

Tuvo un costo total de 530 millones de pesos, aunque originalmente estaba presupuestada en 350 millones de pesos, hecho que generó gran polémica y críticas.

Por otro lado, se criticó que con este proyecto varias poblaciones de la zona fueron afectadas.

De igual forma se señaló que el diseño de la UANL fue modificado y únicamente se dejó un orificio de desfogue.

Escudo de Monterrey contra la furia del agua

La Presa Rompepicos pudo contener la furia del agua durante varias tormentas y los huracanes “Emily” y “Alex”. Si esta obra no estuviese en pie, una realidad muy distinta se hubiera presentado durante el huracán ocurrido en 2010.

Presa Rompepicos, ¿en el abandono?

rompepicos

Gracias al paso de tiempo y a la llegada de lluvias torrenciales y huracanes, la Presa Rompepicos presenta grandes daños y requiere de la intervención del gobierno para darle su respectivo mantenimiento, hecho que ha sido señalado por especialistas, aunque por desgracia esto no ha sucedido.

Asimismo hay estudios que indican que se requieren más cortinas en la zona, aunque por el momento no hay ninguna obra considerada.

Así, a pesar del paso del tiempo y de las críticas, la Presa Rompepicos se mantiene en pie como el escudo de la zona metropolitana de Monterrey.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here