El gobernador electo de Nuevo León, Samuel García, señaló este día que emprenderá acciones en contra de 2 sobrinos de Manuel González, ex secretario general de Gobierno, por haber cometido un fraude millonario en el ISSSTELEÓN.

El emecista condenó esas acciones, tomando en cuenta que el fraude se cometió en el sector salud en un momento crítico por la pandemia de COVID-19.

Los responsables de este hecho serían los hermanos Manuel y Javier Flores Martínez, sobrinos de Manuel González, quien fuera la “mano derecha” del gobernador Jaime Rodríguez hasta antes de que renunciara al cargo para contender por una diputación.

manuel-gonzalez-nuevo-leon-bronco-casa

Te recomendamos: ¡Bienvenido el otoño!

Los hermanos Flores se habrían visto beneficiados a través de 2 empresas de ellas que recibieron contratos de parte del ISSSTELEÓN.

Se trata de la empresa Servicios Médicos de Emergencias la cual fue contratada en 2019 y se le rescindió el contrato a principios de año, tras lo cual se le tendrá que indemnizar por un aproximado de 522 millones de pesos.

Tras la cancelación del contrato, el ISSSTELEÓN le asignó este servicio a la empresa Sainar Médica, la cual también es propiedad de los sobrinos de Manuel González.

manuel-gonzalez-bronco-violencia

Es decir, todo indica que se trató de una simulación o fraude para beneficiar económicamente a los familiares del exsecretario general de Gobierno.

Samuel García explotó ante esto, indicando que recurrirá a medidas penales para evitar este hecho.

samuel garcia carretera interserrana tren suburbano

“Se van a tomar acciones penales contundentes contra todos los servidores públicos que cometieron ilegalidades en materia de salud en este contexto Covid; vean la friega que se han aventado los doctores, año y medio, hay quienes han dado la vida. Andamos nosotros como pordioseros en Texas, pidiendo donaciones, vacunas y aquí estos desgraciados robando, eso ya no se vale y tiene que haber sanción ejemplar y le doy mi palabra aquí enfrente del gremio que no se van a salir con la suya, es una vergüenza”, , declaró el gobernador electo.

“Son unos desgraciados porque no tienen otro adjetivo, sobrinos del ex secretario general Manuel González, amañaron una licitación que me va a dejar un litigio de 520 millones de pesos”, agregó Samuel García, quien calificó el hecho como “una bomba de corrupción”.