Durante una reunión virtual, el gobierno del estado de Nuevo León tomó la decisión de regresar a clases el próximo 30 de agosto de manera híbrida, es decir que algunas personas asistirán a las aulas y otros continuarán con la modalidad en línea.

Los salones de clases tendrán un aforo del 30 por ciento y contarán con filtros para detectar potenciales síntomas en los menores y si un salón de clases presenta un contagio de covid el plantel deberá cerrar por 14 días.

Anteriormente se había revelado que el regreso a clases no sería una realidad, pero las autoridades se encontraban en reunión para llegar a la decisión.

Horas antes de confirmar el regreso a escuelas de forma presencial, el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, informó que el inicio del ciclo escolar 2021-2022 sería de manera virtual.

En la reunión con alcaldes que realiza cada jueves, el gobernador había informado que cuando existieran las condiciones se comenzaría con la reapertura de escuelas.

Además, pese a haberlo confirmado durante la reunión, horas después mediante su cuenta oficial de Facebook, el mandatario publicó que se reuniría con autoridades educativas para seguir revisando el tema.