La denuncia ciudadana fue el factor clave en el rescate de estos animales.

La Procuraduría Federal de Protección Ambiental (PROFEPA) en Nuevo León, rescató a ocho animales de vida silvestre que se encontraban en los municipios de Monterrey, Montemorelos, Guadalupe, San Pedro y Apodaca.

Los animales que fueron rescatados son una serpiente de cascabel, un pitón bola, un coatí, un tlacuache, una caracara o quebrantahuesos y tres águilas grises.

animales_salvajes_profepa

Mientras que unos fueron trasladados para su atención médica, otros fueron regresaron a su hábitat natural.

Recientemente, la PROFEPA rescató a un cocodrilo de pantano en el municipio de General Escobedo y una aguililla de hombros rojos en el municipio de Zuazua, Nuevo León.

Ambos enlistadas en la norma oficial mexicana, NOM-059-SEMARNAT-2010, bajo la categoría de especies Sujeta a Protección Especial (Pr) y en el Apéndice II de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre (CITES por sus siglas en inglés)

La PROFEPA exhortó a la población reportar al número 01800 PROFEPA (01 800 776 33 72) en caso de detectar a algún ejemplar de vida silvestre fuera de su hábitat o maltratado, a fin de dar parte a las autoridades correspondientes para su atención.