El municipio de Santa Catarina es uno de los más contaminados de Nuevo León.

Los habitantes de este municipio sufren a diario por la pésima calidad del aire que ahí se respira, la cual es producto de la acción indiscriminada de las pedreras, industrias y otras empresas que operan sin que el Ayuntamiento, a cargo de Héctor Castillo, haga algo al respecto.

Héctor Castillo: sin una política ambiental definida

A pesar de la grave situación por la que pasa el municipio, el alcalde Héctor Castillo no ha presentado ni aplicado una política ambiental definida

De esta manera incumple con lo que se indica en el artículo 8 de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, en la que se le exige a las administraciones municipales, entre otras cosas, “la formulación, conducción y evaluación de la política ambiental municipal”.

Al no haber una línea establecida a seguir, el Gobierno de Santa Catarina ha aplicado acciones aisladas y por ello ineficientes.

Mientras Héctor Castillo da declaraciones sobre el cuidado del medio ambiente sólo para promocionarse en los medios de comunicación, la estación del Sistema Integral de Monitoreo Ambiental (SIMA) localizada en Santa Catarina es una de las que registra mayores índices de PM10 (partículas menores a 10 micras) y PM2.5 (menores a 2.5 micras).

Estos contaminantes pueden producir diversas enfermedades, entre las que destacan padecimientos cardiovasculares, respiratorias y cáncer.

Pero además de la falta de una política municipal en materia ambiental y de voluntad para frenar la contaminación ambiental, en Santa Catarina se presenta una carencia de áreas verdes.

La importancia de “pulmones urbanos” es enorme ante la crisis ambiental que prevalece en la ciudad. Con áreas verdes se reducen los niveles de contaminación, ya que se ha comprobado que son recurso efectivo para reducir las PM2.5 y PM10.

En contraparte, Santa Catarina está ahogado por las fábricas y el desarrollo urbano desordenado, mientras que el color verde brilla por su ausencia, gracias a la falta de acciones de Héctor Castillo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here