La primera estación clausurada a causa del problema de falta de recursos económicos fue la de Montemorelos el pasado 7 de noviembre.

Ahora, la segunda estación de Bomberos NL ubicada en Salinas Victoria corre peligro y es que al no contar con recursos, el patronato cerrará sus puertas este sábado 14 de noviembre.

El director General de Bomberos de Nuevo León, Jorge Espinosa, señaló que el cierre se debe al presupuesto y es que para poder operar y mantener las 17 estaciones solamente cuentan con $80 millones de pesos.

Los ingresos de Bomberos de Nuevo León provienen de un modelo de contribuciones donde participan de manera importante donativos de empresas, fundaciones y personas físicas, así como del gobierno del estado y algunos municipios en donde se encuentran localizadas las estaciones”.

Debido a la contingencia sanitaria, muchos donativos se han redireccionado a la atención de la salud, esto ha provocado una fuerte reducción en nuestros ingresos y ha hecho insostenible el poder operar con eficiencia y seguridad las estaciones que forman nuestro sistema, estamos en una situación crítica realmente“, indicó Jorge Espinosa.

Te puede interesar: Reportan 12 casos de ‘covidengue’

Según el director general de Bomberos cada año brindan en promedio 9 mil servicios en las 17 estaciones, y gastan alrededor de $3.5 o $4 millones de pesos al año en la operación de cada estación.

Por último, adelantó que pudiera darse el cierre de más estaciones.

El futuro es incierto, no se ven signos de recuperación inmediata para regresar a los tiempos normales antes de la pandemia y el escenario es difícil, si no hay una mejora sustancial en los ingresos tendremos que ajustar gastos y eso nos llevaría probablemente a suspender operaciones en otras estaciones“, recalcó.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here