Sears estuvo en funcionamiento por 132 años. Medios norteamericanos consideran que la cadena de tiendas cambió la forma de comprar en Estados Unidos.

El gigante estadounidense Sears Holdings Coporation, ha iniciado los procesos legales de voluntad a bancarrota.

La compañía emitió un comunicado en el que dice que planea seguir operando, manteniendo las tiendas que son rentables, junto con los sitios web de Sears y Kmart.

Edward S. Lampert, presidente de Sears, dijo que la declaración de insolvencia daría a la compañía “flexibilidad para fortalecer su balance”.

La caída de un imperio

Sears Holding estuvo 132 años en el mercado, pero desde hace algunos años, la cadena de tiendas departamentales está sumergida en deudas.

La gota que derramó el vaso fue el adeudo por 134 millones de dólares que no pudo pagar este lunes.

Para febrero, Sears contaba con mil tiendas y 89 mil empleados. Para este mes en el que se declara en quiebra, la empresa apenas alcanza los 700 establecimientos y los 68 mil empleados.

Para finales de este año, la compañía tiene planeado el cierre de otras 142 tiendas. En noviembre se espera que cierren al menos 46 establecimientos.

Sears se suma a la decena de tiendas de alto poder que han cerrado en la era de las comprar digitales.

Portales como Amazon e Ebay han logrado derrocar a los gigantes del mercado.

En México Sears crece de la mano de Carlos Slim

Mientras en Estados Unidos Sears decae, en México siguen las aperturas de la marca, pues van de la mano del Grupo Sanborns, cuyo dueño es el empresario Carlos Slim.

Para este 2018, Grupo Sanborns tendrá inversiones por 2 mil 300 millones de pesos para la apertura de tiendas, ampliaciones y remodelaciones.

El monto contempla cuatro nuevas unidades de la cadena de tiendas departamentales Sears, según información publicada en el reporte de la compañía al primer trimestre de 2018.