Este lunes por la noche se realizó un evento en la Casa Blanca, en el que Brett Kavanaugh juró a su cargo como nuevo juez de la Suprema Corte de Estados Unidos.

La ceremonia fue encabezada por el Presidente Donald Trump y estuvieron presentes los otros ocho jueces, así como familiares de Kavanaugh.

Durante el acto ceremonial, Trump se disculpó con el nuevo juez a nombre de todo el país por el “sufrimiento terrible” que pasaron él y su familia durante el proceso de confirmación e investigación al que fue sometido tras las denuncias de abuso sexual en su contra.

“En nombre de todo el país, quiero disculparme con Brett y con toda la familia Kavanaugh por el dolor y sufrimiento que han tenido que pasar. Lo ocurrido viola cualquier noción de justicia, decencia y debido proceso”, le expresó el presidente al nuevo juez.

“Bajo escrutinio histórico, fue probado como inocente”, declaró el mandatario, luego de que el FBI emitiera un informe en el que se asegura que no hay pruebas contundentes que confirmen las acusaciones de la doctora Christine Blasey Ford, quien asegura haber sido víctima de abuso sexual por parte del Kavanaugh en 1982.

El mandatario aseguró que dichas acusaciones no son más que una farsa, de la cual culpa a sus adversarios políticos.

Brett Kavanaugh tendrá hoy martes su primer día en la Corte Suprema de Estados Unidos, para lo cual se ha preparado al contratar a parte de su equipo de trabajo, el cual está integrado sólo por mujeres.

“Seré el primer juez de la historia del Tribunal Supremo que tiene un grupo de ayudantes formado enteramente por mujeres. Ese es quien soy yo”, afirmó el nominado por Trump.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here