La popularización del concepto ultra en las cervezas está dominando el mercado a niveles muy altos, ello debido al alto número de personas que en la última década han decidido reducir su consumo en carbohidratos.

En tan solo los últimos años, Bira 91 apareció en India siendo un gran éxito con 90 calorías, mientras que la Summit Ultra Low Carb replicó el éxito en Nueva Zelanda.

México no fue la excepción, de hecho, ha sido específicamente el norte del país donde se concentra el gran target de las nuevas cervezas ultra.

Es ahí donde un grupo de regiomontanos decidió innovar con Monte de Reyes. Esta bebida nace con talento cervecero regiomontano, utilizando ingredientes como agua, malta de cebada y lúpulo, pero haciendo una cerveza fresca de cuerpo ligero.

Pero más allá de sus bajos niveles en calorías y sus notas amargas y dulces, la magia de Monte de Reyes comienza por el momento en el que entra a escena.

En México, Cervecería Cuauhtémoc Moctezuma y Grupo Modelo se encuentran desgastados al estar en plena batalla legal por sus marcas ultra.

Modelo acusó a su competencia de comercializar una cerveza con un diseño y presentación parecidos a los de su Michelob Ultra.

Por su parte, Cuauhtémoc Moctezuma Heineken respondió que su marca, Amstel Ultra, cuenta con permisos y registros necesarios para poderse vender y comercializar, acusando a su competencia de difamación.

Mientras todo ello ocurre, la estrategia de Monte de Reyes fue increíblemente sencilla e inteligente: abrirse paso en el mercado mientras transcurre esta guerra.

La cerveza ultra Monte de Reyes ya se comercializa en distintos puntos de Monterrey, aprovechando el desgaste comercial entre demandas que hacen las otras dos cerveceras.

Así, poco a poco el mercado comienza a ofrecer una nueva cerveza ultra que le añade el valor de ser 100% mexicana. 

Con la épica guerra que en el enorme mercado de consumidores de la Generación X, millennials y de la Generación Z, en la contienda que disputan Michelob y Amstel, se observa solo un ganador: Monte de Reyes.

Así llega una nueva etapa en la historia cervecera de Monterrey. Teniendo como una fase histórica la fundación de la Cervecería Cuauhtémoc a finales del Siglo XIX y la proliferación de las marcas regias en el país a partir de los años 70’s, hoy la tercera revolución cervecera llega con la primera ultra.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here