La PGR detalló que las despensas se vendían a un 112 por ciento más de su precio normal.

El gobierno mexicano detectó una red de empresas mexicanas y venezolanas que se aprovecharon del desabasto de alimentos en el país sudamericano para obtener recursos ilegales.

La Procuraduría General de la República (PGR) reveló que los comercios mexicanos desviaban recursos a través de este negocio.

Se supone que las despensas con productos de mala calidad, eran revendidos al 112 por ciento de su precio normal.

El sistema de información arancelaria de México detectó que el gobierno de Nicolás Maduro pagó a empresas mexicanas 16 dólares por 11 productos básicos que después revendió a un costo de 34 dólares, bajo el programa Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP).

CLAP fue creado en 2016 con el objetivo de frenar la escasez de comida, acabar con intermediarios y eliminar el mercado negro en zonas marginadas.

Más de un año aprovechando la crisi venezolana

Entre enero y mayo del 2017, Venezuela compró a México más de 414 toneladas de productos de baja calidad, tales como aceite vegetal, arroz y leche en polvo.

Las cajas se envían por mar cada 15 días desde Veracruz a la empresa venezolana ubicada en el puerto de Maracaibo, Venezuela.

Una de las empresas venezolanas que se han encargado de importar los alimentoses Postar Intertrade Limited, cuyo propietario es Samark López Bello, a quien se ubica como prestanombres del vicepresidente venezolano Tareck El Aissami.

El gobierno de Estados Unidos asegura que López Bello está “fuertemente vinculado con el Cártel de Los Zetas”

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here