El Gobierno Estatal informó que los delitos como robo y extorsiones han ido a la baja en el arranque de este año, pero los asesinatos han ido creciendo, alertando a los ciudadanos y a los empresarios de la entidad.

De acuerdo con cifras de la Procuraduría estatal en enero pasado se presentaron 52 homicidios, el más violento desde el 2013, año en el que se registraron 109 asesinatos ese mes, desde entonces ningún otro enero había superado más de 50.

Durante este mes se presentaron balaceras, asesinatos e incluso calcinados, esto contrario a lo que las autoridades estatales han declarado, minimizando los hechos y asegurando que son aislados.

Se espera que el mes de febrero continúe con esta ola de violencia, esto a pesar de que aún no hay estadísticas oficiales, pues el fin de semana pasado hubo una balacera entre ministeriales y delincuentes en Escobedo, mientras que en San Pedro reportaron un vehículo en llamas que lanzaron a un barranco con dos personas al interior.

Ayer se encontró a un hombre asesinado en un terreno baldío en la colonia Bella Vista, en Monterrey, y algunos días atrás un joven falleció después de recibir un balazo en la cabeza en el municipio de Pesquería.

A pesar de esto, el Gobernador interino, Manuel González, aseguró este lunes que Nuevo León ha registrado los niveles más bajos de delincuencia en 15 años, y que la seguridad en el Estado es mejor que en ciudades como Chicago, Filadelfia y San Diego, en Estados Unidos.

“Ésa es la realidad de la incidencia delictiva en Nuevo León y los parámetros son nacionales, no es algo que nosotros acomodemos a nuestro placer”, afirmó González.

Tanto la ciudadanía, como la comunidad empresarial y organizaciones civiles de Nuevo León han comenzado a levantar la voz para pedir al Gobierno estatal que aumente la seguridad y deje de emitir las declaraciones donde aseguran que el Estado está mejor que nunca.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here