En la celebración estuvieron presentes el gobernador Jaime Rodríguez, su esposa Adalina Dávalos, y el Secretario General de Gobierno, Manuel González.

Con el fin de celebrar a la Virgen de Guadalupe, el Arzobispo Rogelio Cabrera López ofreció una misa a la que asistieron miles de fieles la noche del lunes en la Basílica.

En la celebración estuvieron presentes el gobernador Jaime Rodríguez, su esposa Adalina Dávalos, y el Secretario General de Gobierno, Manuel González, además de otros funcionarios estatales.

Durante la misa, en el Santuario ubicado en la Colonia Independencia, en Monterrey, el Arzobispo habló a los feligreses y los instó a ser pequeños como alusión a la humildad.

“Todos tenemos que caminar por la ruta de la humildad”, exclamó.

“Ser pequeño para poder ver, para poder escucharnos y para poder ayudarnos”, reiteró.

Al finalizar la misa, los asistentes cantaron Las Mañanitas a la Patrona de México.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here