Dentro de las zonas desérticas y de matorrales de gran parte del norte de México hay un animal muy particular sobre el que existen mitos y falsas creencias, nos referimos al lagarto cornudo.

Este animal, al que muchos confunden con los camaleones, tiene como nombre científico “Phrynosoma cornutum” y también es conocido como lagartija cornuda texana.

Se distribuye por el sur de Estados Unidos y en nuestro país en los estados de Durango, Zacatecas, San Luis Potosí, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Tamaulipas y Nuevo León.

lagarto-cornudo

Su apariencia le ha ganado mala fama, pues los cuernos que coronan su cabeza y las espinas que posee en todo el dorso de su cuerpo lo hacen ver como un animal agresivo.

Aunque eso es completamente erróneo, pues los lagartos cornudos son en realidad es todo lo contrario, son animales sumamente tranquilos y dóciles que no buscan atacar a nadie, solo se defienden fingiendo estar muertos o a través de un mecanismo de defensa sumamente particular: arrojar chisguetes de sangre por los ojos.

lagarto-cornudo-4

Te recomendamos: Mitos y realidades de las lechuzas

En efecto, esta es una de las características principales de algunas subespecies del lagarto cornudo.

Otras características físicas que posee es su particular forma y color, de hecho suelen camuflajearse de gran manera gracias a su piel color marrón, que puede cambiar a grisácea, rojiza u oscura, lo cual aunado a su textura hace que se confunda con la arena, la tierra o las rocas.

lagarto-cornudo

Te puede interesar: Nuevo León: tierra de pumas

Su alimentación se basa principalmente en insectos, arañas, mariposas, garrapatas, aunque su bocado favorito son las hormigas, de ahí su importancia: son un factor natural de control en las poblaciones de estos animales.

Desafortunadamente esta especie se encuentra amenazada en nuestro país, principalmente por la destrucción de su hábitat, aunque también es atacada por el humano al considerarla de manera equivocada como un peligro, de igual forma es un animal que con mayor frecuencia es sustraído de su hábitat para tenerlo como mascota o para ser traficado en el mercado negro.

lagarto-cronudo-7

El lagarto cornudo forma parte de la riqueza natural de nuestro país. Respeta su hábitat, si lo ves respétalo, no lo sustraigas y no compres animales en el mercado negro. ¡Cuidemos el patrimonio natural de México!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here